lunes, 27 de febrero de 2012

LOVG volvió a cantar en Ávila






Se nota que han evolucionado, pero no han perdido ni sus señas de identidad ni el ‘tirón’ que tienen entre los aficionados al pop nacional de todas las edades. La Oreja de Van Gogh regresó a Ávila y de alguna manera se estrenó ante el público abulense con su nueva cara y su nueva (y preciosa) voz, personalizadas en Leire Martínez, para presentar su sexto disco de estudio, ‘Cometas por el cielo’. Con la misma esencia que llevó al grupo donostiarra a ganarse un puesto destacado en el pop español, hace ya quince años, pero con aires renovados, más seguridad y una evolución en el sonido hacia un matiz más electrónico y enérgico, la banda ofreció este sábado un concierto repleto de fuerza y de complicidad con el medio millar de espectadores del Lienzo Norte.
Con 'Día cero', el estreno sobre el escenario de Leire (de negro y con minifalda), Pablo, Álvaro, Xabi y Haritz, la primera fila ya se había olvidado de las butacas y botaba entregada, mientras con el tercer tema, Cuídate, ya ganaron para la causa al resto del público, que se pasaría la mayor parte del concierto de pie.







Y es que la libertad de su último trabajo, y esa atmósfera tan electrizante que han creado los cinco músicos, no acaparó, ni mucho menos, un recital redondo. Los donostiarras no olvidaron su exitoso pasado y recompensaron a sus seguidores más fieles con lo mejor de su trayectoria. Vestido azul, 20 de enero, Rosas, Soledad, La playa, Muñeca de trapo, Dulce locura... no faltaron en un repertorio que combinó lo nuevo y lo viejo, y las diferentes velocidades, pero siempre dominado por el entusiasmo contagioso de la banda y por un potente directo en el sonido y la iluminación. La traca final fue para Jueves, El último Vals y, cómo no, esas Cometas por el cielo que les están llevando, volando, al éxito.

Fuente: Diario de Ávila

0 comentarios :

Publicar un comentario